ESTUDIANTES INTERNACIONALES SERÍAN LAS NUEVAS VÍCTIMAS DE LA POLÍTICA MIGRATORIA DE DONALD TRUMP

Al parecer la recia política migratoria de Donald Trump no tiene fin. Luego de terminar con DACA, de restringir las visas H-1B y prometer un corte del 50% de la inmigración legal, una nueva medida llegaría para afectar a miles de inmigrantes.

Fuentes del sector empresarial cercano a la Casa Blanca aseguran que presidente Trump está estudiando la eliminación del OPT STEM o capacitación de práctica opcional.

Éste es un beneficio que le permite a los estudiantes extranjeros en el área de ciencia, ingeniería, matemáticas y tecnología (STEM: Science, Technology, Engineering y Mathematics) obtener un permiso de trabajo durante 3 años una vez se gradúan de la universidad en EEUU, reporta la revista Forbes.

La administración Bush creó el OPT STEM en 2008, en gran parte para evitar que los EEUU pierda a millones de estudiantes que no pueden quedarse en el país trabajando con una visa H-1B.

El Gobierno de Estados Unidos ha permitido a los estudiantes internacionales trabajar después de la graduación desde 1947. En 2008, el gobierno de Bush extendió el permiso de trabajo OPT STEM por otros 17 meses adicionales (o 29 meses en total) para las estudiantes internacionales en los campos de ingeniería, matemáticas, ciencia y tecnología.

En 2016 una corte permitió al gobierno de Obama mantener la extensión del período del permiso de trabajo para los estudiantes internacionales en los campos de STEM por 2 años. Sin embargo la administración Trump puede rescindir este período adicional de 2 años, como informan las fuentes cercanas a la Casa Blanca.

La eliminación de OPT STEM sería otra regla más que encajaría en la recia política migratoria de Trump de la que hace parte la eliminación de DACA (Acción Diferida para los Llegados en la Infancia), la eliminación de visas para pequeños empresarios extranjeros, así como la reducción del número de visas H-1B.

Mientras el gobierno ha justificado las últimas y más duras restricciones en contra de los inmigrantes basándose en su programa “Contrate americano, Compre americano”, la medida de eliminar la visa de trabajo por tres años para los estudiante del área de STEM sería un gran error, indica un reciente informe de la Fundación Nacional para la Política Americana.

Los estudiantes extranjeros representan actualmente el 81% de los estudiantes graduados en el campo de ingeniería eléctrica y el 79% en ciencias de la computación, y más del 50% en los campos de la industria de petróleo, ingeniería civil y mecánica, según la Fundación Nacional de Ciencia.

De acabar con el permiso de trabajo para estos estudiantes extranjeros, miles de empresas de ciencia y tecnología en EEUU se quedaría sin nuevo personal capacitado para el desarrollo e investigación.

Por otro lado las universidades de EEUU perderían a miles de estudiantes internacionales y así estas instituciones no podrían mantener sus costoso programas de postgrado de alta calidad con tan solo el 15% o 25% de estudiantes de EEUU.

Habrá que esperar si el gobierno de Trump sigue en su camino de restringir todo tipo de inmigración a pesar del daño que estas políticas le puedan causar a la propia economía y desarrollo de EEUU.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *